Se incrementan las fiestas clandestinas mientras que los dueños de los salones no tienen trabajo por lo que están solicitando una reclasificación

Xalapa, Ver. 3 de noviembre, 2020.- Mientras dueños de salones sociales no tienen trabajo, incrementan fiestas clandestinas, este fin de semana se clausuraron 15 fiestas clandestinas en Xalapa, por lo que los colectivo de Eventos Sociales solicitaron al gobernador Cuitláhuac García Jiménez, la reclasificación de los salones para que dejen de ser catalogados como lugares masivos, porque debido a ello no tienen trabajo.


En conferencia de prensa realizada en conocido café del centro de Xalapa acompañados del diputado local Omar, Rosa María Peralta Cortés, dio a conocer que representan negocios formales, con permisos y autorizaciones para poder realizar la actividad económica que les atañe, además de que pagan todas las obligaciones tributarias. 


Señalo que este sector que se dedica a los festejos, da empleo a 695 trabajadores de manera directa, más mil 302 de manera indirecta en Xalapa y la región, «Lo que pedimos es la reclasificación para servicios, estamos en ‘entretenimiento y eventos sociales’ y queremos ver la posibilidad de pasar a ‘eventos y servicios’, que son hoteles, restaurantes, cafeterías, iglesias, entre otros».


Por su parte, Melina Basilio, señalo que debido a dicha clasificación se ven afectadas más de 2 mil familias, ya que están mal clasificados, «Estamos mal clasificados, estamos clasificados para eventos de 2 mil a 3 mil personas, cuando nuestros salones tienen capacidad máxima para mil personas. Lo que está sucediendo es que se están haciendo eventos clandestinos sin ninguna medida sanitaria y además de que se están arriesgando, nos está pegando fuertemente en la economía de nosotros».


Afirmó que sólo el World Trade Center tiene esa capacidad de albergar tantas personas de manera masiva.


Por otra parte el diputado local panista, Omar Miranda, dijo que dicha clasificación no sólo afecta a los banqueteros, sino a aquellos que venden arreglos florales, músicos, todo lo que tiene que ver con un festejo.


«Éstos salones fueron catalogados como un evento religioso o político, pero no hay ese tema de masivos. Los salones están entre 50 y 300 personas. Lo que estamos solicitando es al Gobernador es que se haga la reclasificación, son 8 meses de que las  familias están sin tener un ingreso y siguen teniendo el pago de impuestos y de todo lo demás», señaló.


Por ultimo exigió al Ayuntamiento que haga algo toda vez que este fin de semana se clausuraron 15 fiestas clandestinas en la ciudad, lo que ayudaría es que se reclasificaran los salones y se pudiera dar una ocupación del 25 por ciento que es mucho más abajo de la que se permite en otras actividades, abundó el panista.

google.com, pub-7315865709621499, DIRECT, f08c47fec0942fa0
A %d blogueros les gusta esto: